Buscar este blog

Cargando...

¿Que es una cefalea?

El dolor de cabeza es un trastorno muy frecuente. Generalmente no refleja problemas graves, pero indudablemente genera preocupación y angustia ya que la intensidad del dolor en algunos casos puede ser inhabilitante.
Existen muchas variedades de dolor de cabeza y muchas causas que lo provocan. La cefalea más común es por tensión muscular debida a problemas posturales, estrés o agotamiento. La sinusitis y los trastornos oculares también son causa de cefalea, que se percibe en la zona delantera del cráneo o sobre los ojos; el dolor de cabeza causado por estos trastornos generalmente empeora con el frío o después de hacer esfuerzos con la vista. Ciertas cefaleas tienen características especiales, ya que afectan solamente un lado de la cabeza con crisis muy intensas pero cortas y también producen hinchazón y enrojecimiento del ojo del lado adolorido.


Justificación:


La cefalea tensional se considera la más común de todas las cefaleas, resultan de la contracción (tensión) de los músculos del cuello y del cuero cabelludo.
Una de las causas de esta contracción muscular es una respuesta al estrés, la depresión, un traumatismo craneal o la ansiedad, cualquier actividad que obligue a la cabeza a mantener una sola posición durante mucho tiempo sin moverse puede ocasionar un dolor de cabeza. Asimismo, el hecho de dormir en una habitación fría o con una posición anormal del cuello puede desencadenar este tipo de dolor de cabeza.
Otras causas incluyen tensión ocular, consumo excesivo de alcohol, cafeína, congestión nasal, esfuerzo excesivo, resfriado...
Las cefaleas tensionales no están asociadas con lesiones estructurales en el cerebro.
Si el dolor de cabeza es leve o moderado y responde al tratamiento casero, es posible que no se requieran exámenes ni pruebas, pero se debe consultar al médico para descartar otros trastornos que puedan ocasionar dolor de cabeza si dicho dolor es severo, persistente o está acompañado de otros síntomas.
Desde las primeras  descripciones de la cefalea diaria de tipo crónico ocasionada por contractura muscular cervical, la terminología de este tipo de cefalea ha recibido diferentes nombres que entre otros incluye: cefalea ordinaria por estrés, psicógena, psicomiogénica y por último cefalea tensional designada por el Comité Internacional de Cefalea (1988). Sin embargo, este  término también es motivo de controversia porque se considera que puede prestarse a equivocación ya que no se tiene claro si esta condición es de causa física primaria ocasionada por tensión muscular debido a un trastorno neuromuscular, o es de causa primaria psicológica que bajo un estado de ansiedad provoca un exceso de contracción muscular o un estado depresivo es el causante de esta híper contractilidad muscular a nivel cervical.

Estructuras implicadas:

Los músculos más implicados en la cefalea tensional son, en la región anterior, músculos largos del cuello, recto anterior menor y mayor, escalenos, digástrico, en la región anterolateral está el esternocleidomastoideo principalmente, en la región posterior encontramos los rectos, oblicuos, transverso espinoso, interespinoso del cuello, transverso del cuello, esplenio, angular de la escápula y trapecio.
Los doce pares de nervios craneales, plexo cervical y braquial, son los principales afectados en la cefalea tensional.
Los vasos principales de la cabeza y cuello son las arterias carótidas, occipitales, auriculares, temporales, vertebral, cervicales y escapulares, también venas satélites de las arterias principales.






Síntomas:

-  Dolor de cabeza;
            Sordo, similar a la presión.
            Generalizado, peor en el cuero cabelludo, sienes o parte posterior del cuello.
            Que se siente como una banda apretada o prensa alrededor de la cabeza.
            Que ocurre de forma aislada o de manera constante o diaria.
            Que empeora o se desencadena por estrés, fatiga, ruido…
- Dificultad para dormir.

Tipos:

Se diferencian dos tipos de cefaleas:
     - Cefalea tensional tipo l: se caracteriza por ser una cefalea de larga evolución (meses o años), que se presenta en la mañana al despertarse o vespertina, con duración de varias horas, intermitente y luego continuo, cuya distribución en el cráneo es señalada con el dedo índice o con la mano extendida de localización hemicránea o bilateral con sensación de comienzo en el cuello o región occipital e irradiado hacia el vertex y raras veces a la frente. Otros mencionan hipersensibilidad al tacto en la región cervical, se comprueba su origen orgánico por su alivio parcial o total con analgésicos. El calor lo alivia y el frío lo agrava, los movimientos del cuello lo exacerban, a menudo puede ir acompañado de bruxismo y extenderse hacia las fibras musculares superiores del trapecio y hacia la parte anterior o posterior del pabellón de la oreja.
-El dolor de cabeza localizado tipo l, generalmente proviene de patologías de base del cuello, articulación temporomandibular, extensión prolongada del cuello, posiciones viciosas, inmovilidad y rigidez en pacientes de edad avanzada.
-Cefalea tensional tipo ll: la característica fundamental es el dolor difuso o sensación de presión. La historia se extiende por meses y años. Los síntomas son intermitentes y aparecen tardíamente todos los días de la semana, desde que se levanta el paciente hasta que se acuesta, la descripción del dolor en estos pacientes es vaga e imprecisa a diferencia del tipo l donde predomina la localización precisa del dolor por parte del paciente. Nada alivia el dolor excepto cuando el paciente está distraído o en alguna actividad que lo divierte o duerme. La exacerbación ocurre por alguna discusión o estar sometido a estrés. No responde a analgésicos comunes.